miércoles, 3 de enero de 2007

Amanecer roto



Esquemático sentimiento mental
(pensado de continuo en alcoholes y lunares):
un gato que maulla en mi puerta,
un perro que ladra en mi cabeza,
una bella mujer que me la chupa con desgana
y esa botella de whisky, que nunca parece terminar.
Golpes en el más hondo de mi cerebro,
que maltrata mi memoria
(aún por inaugurar).

Es así como derrapo en la noche,
cabalgando entre ginebras sin alcohol,
rezando a vírgenes suicidas y destrozando mi vida
que posee un frágil corazón roto.
¿Qué más me da no poder estarme disfrutándome de este roto amanecer? (...)
Soy tan débil (...)
que por una última copa
desenfocaría mi mirada con un sol que no deseo mirar,
ese sol que me dice la verdad
esa verdad
que tanto me cuesta aceptar.




3 comentarios:

isabel dijo...

me encanta esta lo sabías?


por las verdades que nos cuesta aceptar

elangeldelasmilvioletas dijo...

verdades que asuminos y ladeamos la cabeza mientras la vida sigue pasando... me encanta tu blog, seguiré visitándote. te invito al mio.. un beso..

amoremachine dijo...

...entendiendo tus ausencias
a las citas nocturnas, me entretengo en pensar en tus palabras de poeta fingidor
que con palabras verdaderas
no miente entre poemas
y dice sus verdades cuando vive.


a mí me dicen "jo", palabras que abarcan un todo; yo a ti también: JO